Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 29/04/08

Hace algo más de cuatro años, en octubre de 2003, un viejo edificio que hacía esquina con el número 283 de la calle Bravo Murillo y la calle Marqués de Viana, en Tetuán , se desplomó. Tenía el número 285 de la calle. Cayó una parte sólo, de madrugada, justo después de que los pocos inquilinos que la habitaban salieran a la calle. La casa, de más de ochenta años, llevaba tiempo quejumbrosa por la falta de atención y cuidado. Un mal curado catarro, producto de las humedades del otoño, acabó con sus fuerzas y no aguantó más con el peso del tiempo, ni con el de sus carcomidas vigas de madera. Tampoco con el de sus paredes y traviesas de ladrillo deshecho y cal reblandecida por tanta agua caida en esos días.
De lo que quedó en pie, dieron cuenta las autoridades al día siguiente mediante la demolición inmediata.
El edificio colindante se apuntaló y hoy le espera la misma suerte: sumirse en una montaña de escombros para dar paso a una nueva construcción, cuando los poderes municipales así lo decreten. Es el destino del humilde y depauperado barrio de las “Victorias”.

Edificio de la calle de Bravo Murillo 283, medianero con el que se derrumbó en 2003. En la foto puede verse el rastro dejado por el edificio desaparecido y el posterior apuntalamiento. Actualmente ( 2008 ) el edificio continua habitado, por lo que no se puede demoler.

Este de aquí, también en la calle Bravo Murillo número 291, muestra su descarnada fachada, mientras los despreocupados viandantes pasan inadvertidos ante su presencia de moribundo edificio, ya sin futuro alguno. ( 2008 )

En esta otra foto, de mediados de los ochenta, vemos el tramo de la calle Bravo murillo esquinero con Marqués de Viana. Apreciamos que el edificio correspondiente al número 291, el ahora deshauciado edificio de rojo ladrillo, ya sufría de un franco deterioro. El de al lado, el numero 289, tampoco lucía esplendoroso. Fue precisamente este último, el primero en desaparecer, casi contemporáneamente con el derribado por derrumbe, el el número 285, anejo al que ya hemos visto más arriba, el 283, a la espera de la piqueta.


Las dos fotos verticales corresponden al número 285, la casa que se desplomó. Se observa en la foto de abajo que aún había un edificio más, el número 287, que hacía esquina con la calle Marqués de Viana. Antes de que se produjese el derrumbe el solar ya estaba libre y se utilizó para ampliar la acera y alinear la calle.

Las fotos horizontales se corresponden con el número 289 de Bravo Murillo, que hacía esquina con Marqués de Viana en la acera de los pares, el cual, como se ha dicho, también fue derribado y el solar se utilizó para alinear la calle y ampliar la acera. (Fotos: 2001)

Calle Marqués de Viana con vuelta a Bravo Murillo, en la acera de los pares (Foto: 2007)

Read Full Post »